La tranquilidad y silencio de la casa y su entorno invita al trabajo intelectual, a la lectura y a la conversación y desde luego a todas estas cosas en el jardín debajo de un árbol.

Hay una gran habitación bien acondicionada para música o gimnasia o baile, con un piano, una pequeña piscina para refrescar el verano y una terraza extraordinaria entre tejados, cubierta con una parra.

Las Habitaciones que disponemos: